Go to Top

BIOMEDAL lanza un novedoso test para la detección de transgresiones a la dieta sin gluten

Biomedal es una empresa fundada en el año 2000, que desarrolla y comercializa nuevas tecnologías, servicios y productos para investigación, bioprocesos industriales y diagnóstico. Cuenta con las divisiones Biomedal Life Sciences y Biomedal Diagnostics. Esta última división ha lanzado la última generación de técnicas analíticas para la detección de gluten en alimentos, cuya producción se exporta en más de un 80%, además de otros productos innovadores para la seguridad alimentaria. Por otra parte, la compañía ha puesto recientemente en el mercado la marca iVYDAL in-vitro Diagnostics® para atender al mercado del diagnóstico humano, trabajando en una serie de productos innovadores para el diagnóstico y seguimiento de la enfermedad celíaca. El principal producto es iVYLISA GIP, un test para detectar rastros de gluten en heces y que permite la detección de transgresiones de la dieta sin gluten (DSG).

La repercusión de las técnicas de Biomedal en el campo de la enfermedad celíaca ha sido muy significativa al recibir varios premios en comunicaciones científicas y haber sido citadas en media docena de comunicaciones orales en el reciente “16th International Coeliac Disease Symposium en Praga”, incluyendo gastroenterólogos de prestigio como por ejemplo: de la clínica Mayo o por empresas biotecnológicas del ámbito de Amgen.

El test iVYLISA GIP permite detectar el gluten ingerido, luego de haber sido eliminado en las heces. ¿Qué supone para el colectivo celíaco este producto?
Más de la mitad de los celíacos diagnosticados siguen presentando daño intestinal y/o síntomas después de un año evitando comer gluten, probablemente debido a transgresiones en la dieta. La exclusión total de gluten de la dieta es difícil porque el gluten es uno de los ingredientes más comunes de los alimentos.

Por lo tanto, es necesario un continuo seguimiento del paciente celíaco para saber si cumple la dieta. El test iVYLISA GIP permite al paciente y al médico asegurarse de que la dieta es la correcta o identificar las causas de las transgresiones. Este test es novedoso porque identifica por primera vez los casos de ingesta accidental de gluten o detecta cuándo un paciente no está siguiendo correctamente la dieta pautada por el especialista.

Ya está disponible en España a través de los laboratorios clínicos de LABCO como el servicio analítico Gluten Detect y estamos en conversaciones con los mayores laboratorios clínicos de EEUU que se han mostrado muy interesados.

¿Cómo surgió la idea de desarrollarlo?
Nosotros desarrollamos el método más sensible y específico de detección de gluten en alimentos, porque detecta los péptidos más inmunotoxicos del gluten.

Al presentárselo a algunos médicos colaboradores y comentarles que parte de éstos péptidos del gluten eran resistentes a la digestión humana surgió la idea de detectarlos en heces, ya que tendrían que mantener gran parte de los que detectábamos sin digerir y sin absorber, para responder a la necesidad de saber si se cumple la dieta o no. Puesto que los mismos gastroenterólogos percibieron la necesidad, decidimos que era un tema de interés tanto científico como aplicado.

El incumplimiento de la dieta sin gluten se ha asociado a osteoporosis, anemia por deficiencia de hierro, depresión, infertilidad, e incluso al aumento (más de 4 veces) del riesgo de linfoma, etc. Todo esto se puede evitar, en buena medida, mediante la adherencia a la dieta libre de gluten. Estas observaciones nos dan una idea de la importancia de la adherencia a la dieta sin gluten para reducir los síntomas, evitar deficiencias nutricionales y mejorar la calidad de vida del paciente.

Sin embargo, varios estudios basados en biopsias intestinales han sugerido que las transgresiones de la dieta son relativamente frecuentes, estando entre el 33% y el 55% de las poblaciones estudiadas. La falta de adherencia a una dieta libre de gluten de manera estricta es la principal razón de los síntomas y complicaciones a largo plazo.

Aunque es un avance a nivel mundial, ¿existe en el mercado algo similar?
No hay nada que detecte la transgresión a la DSG directamente como el iVYLISA GIP. Lo que existe en el mercado actualmente para el seguimiento de la adherencia a la dieta sin gluten se basa en técnicas indirectas como:

  1. Cuestionarios dietéticos que pueden suponer riesgo de olvidos omisiones, distorsiones, además de ser laboriosos e de la imposibilidad de verificar objetivamente la información.
  2. Test serológicos que tienen muy baja sensibilidad porque en el 85-90% de los casos son negativos tras un año de dieta sin gluten, pero la mucosa sólo se recupera en menos de la mitad de los celíacos, indicando que no detecta transgresiones puntuales de la dieta sin gluten que pueden hacer daño intestinal al celíaco.
  3. La biopsia es la que revela directamente el estado de la mucosa del celíaco y por tanto el posible daño que haya podido causar la exposición al gluten de forma voluntaria o involuntaria. Sin embargo, es una técnica invasiva, altamente costosa y desagradable para el paciente. Además, no es práctica para realizar el seguimiento de la dieta sin gluten. Nuestros datos de estudios clínicos en colaboración con instituciones prestigiosas españolas, han demostrado una correlación extraordinariamente alta entre la detección de gluten en muestras clínicas de celíacos y el deterioro de la mucosa.

En cambio, iVYLISA GIP es el único producto que directamente detecta el incumplimiento de la dieta sin gluten y ayuda a identificar intoxicaciones por ingesta involuntaria de gluten y sus causas. Es un método más sensible y específico que los marcadores serológicos para el seguimiento de la dieta sin gluten. Se ha demostrado que la ausencia de GIP (péptidos inmunogénicos del gluten) es un indicador fiable de la ausencia de daño en la mucosa intestinal porque indica un hábito correcto en la dieta, mientras que valores positivos de GIP están asociados con un significativo incremento de la probabilidad de daño en la mucosa intestinal.

¿Cómo funciona este test?
Como se menciona antes, una parte significativa del gluten ingerido es excretado en las heces. Los péptidos inmunogénicos del gluten (GIP) son fragmentos de proteínas del gluten que son resistentes a la digestión gastrointestinal y producen la mayor parte de la reacción inmunotóxica en el celíaco. Los GIP reaccionan con el anticuerpo monoclonal G12 usado en el producto iVYLISA usando la técnica ELISA Sandwich.

¿Cuál es su nivel de eficacia?
En el 98-100% de los casos de sujetos con una ingesta de gluten fue posible la detección de GIP por medio de iVYLISA GIP. El gluten ingerido puede ser excretado y por lo tanto detectado entre 2 a 4 días después de su ingesta. A pesar de la gran variación entre individuos existe una correlación entre el gluten ingerido y la cantidad de gluten excretado en las heces.

¿En qué beneficiará en el día a día a la persona celíaca?
Es recomendable para verificar que se hace bien o mal la dieta sin gluten. Por ejemplo, es conveniente hacer ésta prueba durante los primeros meses de dieta para saber si el paciente se está habituando bien, para ver si los niños celíacos que comen fuera de casa, en el colegio o con sus amigos respetan la dieta, o bien si hay relación con algunos síntomas persistentes tras ponerse el paciente celíaco supuestamente en dieta sin gluten.

El médico puede ahora saber si el enfermo está evitando la ingestión de gluten, y en caso de que no lo haga, identificar la causa para orientar al paciente a evitar la exposición al gluten involuntaria, o motivar al enfermo a ser más exigente en su dieta sin gluten.

Fuente: Diario Médico